¿SON LAS GASEOSAS BUENAS PARA LA SALUD?


1098965992_53a57af110_zAmamos las bebidas gaseosas. La sensación de sus burbujas explotando en el paladar. Su sensación refrescante. Algunos, conscientes de el exceso de azúcar y calorías que le aportan a nuestra alimentación optan por sus versiones light pero ¿Es realmente la gaseosas tan mala para la salud? La respuesta es sí. Como cualquier alimento procesado puede consumirse en cantidades moderadas, sin embargo, lo ideal sería eliminarlas de nuestro plan dietario por completo.

En esta nota te contamos los beneficios de no tomar gaseosas.

-Reduces las posibilidades de necesitar un Bypass: El sodio añadido y la cafeína contenida en las bebidas gaseosas pueden incrementar el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares. Estas dos sustancias causan un efecto deshidratante y como consecuencia aumentan la presión cardiaca, los niveles de glucosa en sangre, especialmente en sus versiones comunes, los cuales son considerados factores de riesgo para el corazón.

-Reduces el riesgo de padecer Cáncer de Páncreas: Al consumir este tipo de bebidas aumentamos notoriamente los niveles de azúcar en sangre lo que se relaciona directamente con tus posibilidades de padecer este tipo de cáncer.

-Absorbes mejor el calcio: no solo las gaseosas se encuentran llenas de calorías vacías sino que también sus componentes le dificultan el proceso de absorción al intestino. Por lo tanto, al cuerpo se le vuelve más difícil incorporar los nutrientes, sobre todo el calcio. Es importante recordar que un déficit de calcio puede dañar la densidad de los huesos y favorecer la aparición de osteoporosis.

-Mejora la salud dental: El azúcar y los distintos ácidos presentes en este tipo de bebidas disuelven con facilidad el esmalte de los dientes favoreciendo la aparición de caries.


 

 

-Mejoras la salud renal y vesicular: Previenes la formación de piedras en los riñones y vesícula. La formación de este tipo de sedimentos en los riñones y la vesícula se encuentra relacionado al exceso de acido fosfórico. Este tipo de acido se encuentra en grandes concentraciones en las bebidas cola.

Foto: Allen